Muchas gracias por entrar en mi cocina. Espero que sea de tu agrado y que te animes a probar estas recetas.

domingo

TARTA DE MORAS




Seguimos vaciando el arcon de frutos rojos congelados. En esta ocasion las moras que cojimos mi hija y yo una mañana de paseo a finales de verano. La epoca de moras estaba ya casi acabada pero aun recogimos un puñadito.
La receta viene de Kanela y Limon pero de momento no la tiene publicada en su blog sino en su pagina de facebook un poco escondida ya que los ingredientes vienen en forma de foto.
Como vereis, es de presentacion curiosa, pero no es laboriosa de hacer y el resultado es espectacular. Hubo quien dijo que era la mejor tarta que habia probado hasta ahora. El sabor a moras bastante concentrado, asi que si te gustan estos frutos deberias atreverte a prepararla.
Ingredientes:

Para la base:
250g de galletas oreo (yo las utilice de doble crema)
50g de mantequilla derretida

Para la crema de mora:
300g de moras
70g de azucar
4 hojas de gelatina
1 yogurto natural
100g de queso philadelphia
200ml de nata
dos cucharadas de agua
un molde de 20cm de diametro (importante)
Para la crema blanca:

200g de queso philadelphia
6 hojas de gelatina
130g de azucar
2 yogures naturales
300ml de nata
4 cucharadas de agua
un molde de 24 cm (importante)

 Triturar las moras con una batidora. Colar la pasta resultante para eliminar las pepitas (seria desagradable encontrarlas al masticar). Del jugo obtenido reservar tres cucharadas para la decoracion.
Hidratar las hojas de gelatina. Mientras incorporar el yogurt a la crema de moras, el azucar, y el queso. Remover. Como la gelatina ya estara blanda, disolverla en dos cucharadas de agua caliente y añadir.
Montar la nata e incorporarla. Verter todo ello en el molde de 20cm y llevar al congelador de un dia para otro.
Al dia siguiente o cuando la crema de moras este cuajada, preparar la crema blanca.
Para ello triturar las galletas oreo con la mantequilla y cubrir un molde de 24 cm. Reservar en la nevera para que endurezca un poco.
Mientras hidratar la gelatina en agua. Mezclar los yogures con el azucar y el queso philadelphia. Añadir la gelatina ya hidratada disuelta en 4 cucharadas de agua caliente. Por ultimo añadir la nata montada con cuidado para que no baje.
Montaje de la tarta:
Sacar la base de la nevera y la crema de moras del congelador.
Desmoldar la crema de moras y colocarla en el centro del molde de 24cm. Cubrir todos los huecos y por encima con la crema blanca. Con las tres cucharadas de la pasta de moras que habiamos reservado decorar la superficie de la tarta: Hacer un cucurucho con papel e ir vertiendo gotitas en toda la superficie. Con la ayuda de un palillo hacer circulos o rayitas de manera que la pasta se extienda. Dejar enfriar en la nevera un minimo de cuatro horas. Con esto conseguimos dos cosas: Por una parte que cuaje la tarta, y por otra que vaya descongelando la crema de moras. Asi a la hora de comer o de servir los comensales se haran cruces de como se ha podido hacer la mezcla sin que se mezclen los colores.
Parece laboriosa pero no lo es en absoluto. Yo ya estoy esperando que llegue la proxima temporada de moras para hacerme con un monton.


miércoles

CARACOLAS CON MERMELADA DE FRAMBUESA



Es una variante de los espirales de mermelada con piñones de Erruki Laurel. Recomiendo su blog. Tiene unas entradas muy interesantes.
Ingredientes:
450g de harina de fuerza
180ml de leche
Un cubo de levadura Levital
40g de mantequilla
10g de sal
1 huevo
60g de azucar
Mermelada de frambuesa para el relleno

Poner todos los ingredientes (menos la mermelada) en la panificadora y programar amasado, o bien, diluir la levadura en la leche templada. Hacer un volcan con la harina y echar en medio todos los ingredientes. Amasar hasta conseguir una masa elastica. Dejar reposar tapado hasta que doble el volumen.

Estirar formando un rectangulo y pincelar con la mermelada. Hacer un rollo con la masa y cortar en porciones de 1cm mas o menos.
Poner en bandeja y pincelar con huevo batido. Dejar que leve una media hora.
Hornear a 180º durante 20 minutos mas o menos

El primer dia estan buenisimos de tiernos y de sabor. A partir de entonces endurecen un poco pero estan igual de gustosos


domingo

TUBOS CHOCOLATE CON MOUSSE DE FRUTOS ROJOS



Voy a escribir esta entrada antes de probar el postre. Sin que sirva de precedente. Es la unica manera de que me acuerde exactamente de como lo he hecho.
El viernes mientras comiamos estaba puesta la tele en Las mañanas de la Uno y el postre era curioso.
Mas que todo porque a mi me gustan las chuminadas a la hora de cocinar. El cocinero habia hecho unos moldes de chocolate para poner dentro una especie de mousse de fresas y frambuesas, yo cuando es temporada suelo congelar casi toda clase de frutos rojos que hay en el mercado. Digo que lo hago para comerlos fuera de estacion; pero casi siempre estan aguardando congeladitos hasta que ya esta llegando la proxima remesa.
Resumiendo: Tenias fresas, frambuesas y grosellas congeladas (tambien tengo cerezas pero estas para otra ocasion). Tenia restos de chocolate de cobertura del Tronco de estas navidades. Nunca falta en mi casa la gelatina. Fui a la Imprenta y compre acetato (es una especie de plastico flexible de la medida de un folio) y lo corte en tiras para hacer los cilindros. Como soy poco dormilona y no es cuestion de hacer ruido para que se despierte todo el chichifú  de mi casa y empiece la bronca mañanera, me encerre en la cocina y me puse manos a la obra. En menos de dos horas ya tenia el postre listo.
Como solo me oriente con las explicaciones de Sergio, lo voy a anotar ya no vaya a ser que se me olvide.
Ingredientes:
250g de restos de chocolate de cobertura (tenia trocitos de choco negro, blanco y con leche)
400g de fresas y frambuesas en total
150g de azucar para los frutos rojos
5 laminas de gelatina
700g de nata montada con dos cucharadas de azucar
Frambuesas y grosellas para adornar

Corte las laminas de acetato en tiras de 7cm (creo que con 5cm hubiera bastado).
Fundir los chocolates a baño maria y pincelar las tiras de acetato con él. (para no manchar en exceso, cubri la mesa con film transparente pegado por los cuatro extremos y puse encima las tiras de acetato.Así los hilillos que desprende el choco fundido no se pegan en la mesa.) Los pincelé todos una vez y volvi a empezar con una segunda capa. Dejar un par de minutos que se vaya enfriando y hacer circulos con las tiras y pegar con un poco de cello para que se sostengan. Ponerlas tiesas sobre una base de film transparente y dejar enfriar en la nevera.(yo las saque a la ventana que hacia un frio...)
En una cazuela poner a fuego lento los frutos rojos con el azucar. Poco a poco van sacando un caldito espeso, por lo tanto no es necesario añadir agua. Ir removiendo para que el azucar no se caramelice. Cuando se hayan disuelto los frutos , fuera del fuego añadir la gelatina que habriamos puesto a remojar cinco minutos antes en agua fria. Remover y dejar enfriar.
Batir la nata con las dos cucharadas de azucar. Cuando la salsa de frambuesa este fria (si no esta fria la nata se cortara) añadirla a la nata y remover con una lengua hasta que se integre.
Cuando los cilindros de chocolate esten frios despegar el acetato CON MUCHO CUIDADO ya que es muy  fragil (a mi solo se me rompio el primero jeje. Con los demas tuve mas cuidado)
Con ayuda de una manga pastelera ir rellenando los cilindros. Adornar y dejar reposar un par de horas para que se solidifique la mousse.
A estas horas todavia no lo he probado entero, pero puedo decir que el chocolate estaba estupendo y la mousse por su parte tambien; asi que si juntamos los dos sabores ¿no va a saber delicioso????


martes

CONEJO EN ESCABECHE DE MANZANA

Para esta receta utilice el libro que viene con mi Mycook. Pocas veces lo utilizo porque me parece que las recetas no se ajustan a la realidad, pero en esta ocasion el conejo sale perfecto.
Ingredientes:
1 conejo troceado
340g de aceite de oliva
160g de vinagre de manzana
2 manzanas
2 cebollas
Pimienta en grano
3 cayenas
Tomillo
Laurel
Sal

Poner el aceite con el vinagre y las cebollas cortadas en trozos grandes en la jarra y programar 5 minutos velocidad 2.
Salar el conejo y ponerlo en la jarra junto con el laurel, las cayenas, la pimienta negra y el tomillo.
Cortar las manzanas en rodajas (te puedes ayudar de una mandolina) de 1cm mas o menos y ponerlas en la bandeja de vapor. Tapar la jarra con la bandeja y tapar la bandeja.
Programar15 minutos120º velocidad 2.
Dejar enfriar el conejo dentro del escabeche.
Para emplatar; colocar las rodajas de manzana en el plato y poner encima el conejo. Regar con un poco del escabeche. Se sirve templado.
Cabria pensar que el conejo sale duro con solo 15 minutos de coccion... pero la verdad es que sale en su punto.

CASADIELLES


Estaba esperando a publicar esta receta al veredicto de una abuelita asturiana que conozco y que quiero mucho.
Este verano estuve en Asturias un par de dias. Tengo que decir que lo poco que vi me encanto. Fue un viaje en coche hasta Oviedo pasando por Gijon, visita a la ciudad y al dia siguiente salir rumbo a los Picos de Europa parando en Cangas de Onis.  Oviedo me encanto con sus casas coloniales y con la multitud de gente que habia en las calles. Logicamente hicimos honor a la sidra y a los chorizos jeje.
Al dia siguiente visitamos Cangas y los Picos con mucha suerte por nuestra parte porque creo que dias tan despejados como el que tuvimos, se pueden contar con los dedos de las manos. Desde los lagos podiamos ver hasta el mar. Parada en Covadonga a la bajada y vuelta hasta Cantabria que es donde estabamos de vacaciones.
Entre las cosas que me traje de alli (diferentes quesos, fabes, sidriña...) habia unos dulces que me encantaron: Les Casadielles. ¡Que cosa mas rica!!
Un dia releyendo unos de los blogs que mas me gustan - Dulce y Salado- vi que Nieves tenia puesta la receta. Asi que busque la fecha ideal (San Blas) como excusa para hacerlos y me puse manos a la obra.
Es una receta entretenida pero se puede hacer por partes y dejar todo preparado con antelacion. Si a esto le sumamos que estan di-vi-nos (opinion general) y a que quien de verdad me podia dar una opinion contrastada tambien le gustaron, no queda otra opcion que hacerlos.
Procure hacerlos al pie de la letra.


Ingredientes:
PARA LA MASA
1k de harina de fuerza
250g de margarina hojaldrada ( como yo no encontre utilice mantequilla de buena calidad)
500g de mantequilla
350g de agua
15g de sal
PARA EL RELLENO
400g de nueces picadas
150g de avellanas picadas
300g de azucar glass
170ml de anis
60g de licor de avellana (Fray Angelico)
Mezclar la harina con la sal y ponerla en forma de volcan en la superficie de trabajo. Poner en el centro las mantequillas y mezclar con la harina. Cuando consigas una masa grumosa añadir en el centro el agua bien fria y amasar hasta que queden los ingredientes bien integrados. Tiene que quedar una masa suave y elastica.
Dejar reposar la masa un rato y proceder a estirarla con un rodillo hasta que quede un rectangulo bien fino.
Doblar la parte de arriba del rectangulo hacia adentro de la masa ocupando un tercio del rectangulo. La parte de abajo de la masa doblarla encima del doble anterior y por ultimo plegarla de derecha a izquierda formando una especie de libro con el lomo a nuestra derecha (el filo de las hojas a la izquierda).
Volver a estirar la masa haciendo otra vez un rectangulo  fino y volver a doblarlo pero esta vez primero la parte de abajo, luego la de arriba y por ultimo a la izquierda.
Repetir otra vez el estirado de la masa y volver a doblar como la primera vez.
Con esto conseguimos hojaldrar la masa. Como se que la explicacion no es muy concisa y es mejor una imagen que mil palabras AQUI encontrareis el plegado como debe de ser.
Una vez acabadas las vueltas dejar reposar la masa envuelta en papel film transparente. Esta masa hay que trabajarla bien fria.

Para hacer el relleno picar las nueces y las avellanas en la picadora hasta que queden bien finas. Mezclar con todos los ingredientes del relleno y dejar macerar (yo lo tuve un dia). Puede parecer un relleno muy fuerte, pero la masa no lleva azucar y a la hora de comerlo no se nota para nada el exceso de licor.

Ir cortando porciones de masa y con el rodillo dejarla bien fina. Hacer cuadrados de  10X10 aproximadamente y poner una cucharilla de relleno dentro. Enrollar y sellar bien (con agua)
Dejar les casadielles en la nevera un rato para que esten bien frios a la hora de hornear.
Calentar el horno bien 220º, pincelar con huevo batido y hornear hasta que esten un poco dorados