Muchas gracias por entrar en mi cocina. Espero que sea de tu agrado y que te animes a probar estas recetas.

miércoles

TIRAMISU



No sé cuantos años hace que tengo esta receta, pero podría decir que más de quince seguro.
La he preparado en varias ocasiones nunca la fotografié (cosa que ya he remediado aunque sea malamente).
El problema que pienso que tiene este postre es que lleva los huevos crudos, y me da miedo prepararlo cuando la temperatura es elevada por las bacterias que afectan a la yema de huevo.
Es un postre fácil y resultón y si le sumamos que es extranjero parece que su preparación nos sube de categoría.
Ingredientes:
-24 bizcochos de soletilla
-6 huevos
-100g de azúcar
-400g de queso mascarpone
-200ml de nata líquida
-200ml de café fuerte frío
-4 cucharadas de brandy
-5 cucharadas de cacao en polvo
-2 cucharadas de azúcar glass
-Una pizca de sal

Separar las claras de las yemas y montar las primeras con una pizca de sal. Reservar.
Batir el queso con el azúcar, las yemas y la mitad del brandy.
Montar la nata e incorporarlas a la mezcla de queso. Añadir las claras e integrarlas suavemente con movimientos envolventes para que mantenga la textura.
Mezclar el café con el brandy restante y remojar ligeramente los bizcochos .
Ir colocando los bizcochos en una fuente alta y rectangular conforme se van remojando hasta formar una capa de bizcocho. Cubrir con la mitad de la crema de queso. Poner una segunda capa de bizcocho remojado y verter el resto de la crema. Tapar con film transparente y meter en la nevera un mínimo de tres horas.
A la hora de llevar a la mesa espolvorear la superficie de la tarta con una mezcla de cacao con azúcar glass con la ayuda de un colador para que se esparza bien.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada