Muchas gracias por entrar en mi cocina. Espero que sea de tu agrado y que te animes a probar estas recetas.

domingo

CARDO CON ALMEJAS



Nunca he cocinado cardo. Siempre que lo hemos comido era en conserva. El problema de ésta verdura es que es muy grande y con un cardo tienes para varios días. Aparte de lo que pesa y del sitio que ocupa porque no cabe en la nevera.
También tiene el inconveniente de que tarda mucho en cocer, y si no está bien blandito es imposible de comer.
Pero bueno, mi hermana lleva mas de un año diciendo que le apetecía comer cardo pero fresco y el otro día lo vi en una frutería y compre. La ventaja que tiene es que se conserva durante bastante tiempo sin manipular. Y hoy lo vamos a comer.
No hay muchas recetas en internet (¿será que se come solo en el norte?). Más o menos sabia como se hacía pero no quería que quedara duro. Encontré la receta en el blog de Erruki Laurel y es la que he utilizado ya que al ser domingo me apetecía que fuera un plato más de fiesta. Aunque sólo con una salsita con jamón esta buenísimo.

Ingredientes:
-5 o 6 tallos de cardo
-75g de jamon en tacos
-200g de almejas
-Una cebolla pequeña
-Una cucharada colmada de harina
-100ml de vino blanco
-Un vaso del caldo de cocer el cardo
-Sal, ajo y aceite

Para que el cardo no se oxide, preparar un recipiente grande con agua y una cucharada de harina. Esto hará que el cardo no quede oscuro.
Pelar y trocear las ramas de cardo desechando las más verdes y yo también evité la parte de más arriba de ellas. Quitar los pinchos laterales y cortarlas en trozos de unos 3cm y sumergirlos en el agua con harina.
Poner una olla rápida al fuego con dos o tres dedos de agua con sal. Cuando el agua hierva verter los trozos de cardo y cerrar la olla. Cuando hayan subido los dos aros, dejar cocer media hora con el fuego al uno y pasado ese tiempo apagar el fuego y dejar que siga cociendo con el calor residual hasta que despresurice.
Mientras, en una sartén poner aceite y sofreir la cebolla cortada muy finita junto con el ajo a láminas finas. Añadir el jamón y remover. Verter la cucharada de harina e integrar con los demás ingredientes. Por último añadir el medio vaso de vino blanco y el vaso de cocer el cardo. Saldrá una salsa bastante espesa.
Al cardo que tenemos en la olla le quitaremos otro vaso de agua y pasaremos el cardo a una cazuela ancha junto con el poco de agua que aún le quedará.
Poner a fuego para que hierva y añadir la salsa de harina y jamón. Agitar la cazuela para que la salsa se disuelva en el agua que le queda al cardo y añadir las almejas. Tapar la cazuela y dejar que las almejas se vayan abriendo con el hervor. Si vemos que la salsa sigue quedando muy espesa añadir algo del caldo que hemos quitado del cardo hasta dejarlo a nuestro gusto de espesor.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada